Inicio Opinión

Las feministas están locas: Los regalos ridículos, por Gaby Cruz

Gabriela Cruz Rodríguez | Estudia actualmente la licenciatura en Derechos Humanos, activista y defensora de los derechos humanos de las niñas y mujeres. Editora del Portal Voces Feministas, integrante del Frente Feminista de Chiapas y de la Red Colectiva Ciudadana para la Prevención de la Violencia Feminicida.


Gaby Cruz | @unniegaby

Me gustaría iniciar con un pequeño recuento de “regalos” que han venido haciendo muchxs servidores públicos que no solo están rayando en lo ridículo si no qué, fomentan el trabajo infantil, el estereotipo de las mujeres y sobre todo la visibilizan la pobreza extrema en la que se encuentra la mayoría de la población chiapaneca.

En el 2015 el diputado federal, Rafael Guirao Aguilar, entregó cajas para lustrar zapatos a niñas, niños y adolescentes que se encuentran en las calles limpiando calzado en  Tapachula, Chiapas, dichas cajas, fueron entregadas en un evento que organizó llevando el color del Partido Verde, así como su imagen personal.

 

Según cifras oficiales señalan que en Chiapas se estima que trabajan unos 165 mil niños y jóvenes entre cinco y 17 años de edad, hola ¿Qué hace promoviendo el trabajo infantil?

Tenemos el ejemplo del Presidente Municipal de San Cristóbal de Las Casas, Marco Cancino que, con el programa “Escoba Feliz” a mediados del 2016 regaló más de 25 mil escobas a barrios y colonias con el objetivo de “mantener limpias las calles”. Cabe mencionar que meses antes este “caritativo edil” regalo conos de huevos diciéndoles a las presentes que les ayudaría “para contribuir en la alimentación de sus hijos”.

 

Y como olvidar mencionar, a la titular del DIF de Pijijiapan, Brigitte Lorenzana aparece en una imagen feliz entregando trastes de color verde a personas de escasos recursos, o Erika Yarohily, regidora de Villaflores, de quien se filtró una imagen donde se toma una selfie con pobladores de dicho municipio, a quienes no les queda otra más que sonreír forzosamente y finalmente la esposa del edil de Motozintla, Karina López Maldonado, quien entregó a un grupo de mujeres del ejido El Carrizal trastes de plástico. Además llevó un par de juguetes a los hijos de estas señoras (si, muy caritativa ella).

 

La presidenta municipal de Villa Comaltitlán, Claudia López Aguilar, quien entregó a mujeres (siempre son mujeres) de escasos recursos jarras de plástico de color rosa con el fin de apoyarlas, no siendo la primera vez que la edil proporciona este tipo de regalos ya que en mayo del 2016 regaló cubetas a todas las mujeres.

 

Por lo visto la falta de oportunidades, la violencia, la ignorancia y la pobreza, siguen siendo los factores que benefician a las y los servidores públicos que se encuentran en campaña o que con sus “programas” pretenden “apoyar” a las familias chiapanecas pero en especial a las mujeres.

Según la estadística del Coneval, Chiapas se encuentra entre los estados con mayor pobreza de toda la república mexicana y ni con el distintivo de “Reducción de Trabajo infantil” hemos podido salir de las peores casillas, deserción escolar, embarazos infantil-adolescentes, VIH, desnutrición, etc… lamentable el uso de la necesidad ciudadana para propaganda política.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *