Alerta de Género

Estudiantes de la UNAM marcha a un año de feminicidio de Lesvy

Ciudad de México. “No fue suicidio, fue feminicidio!”, fue una de las consignas con las que estudiantes de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) marcharon este jueves en Ciudad Universitaria a un año del asesinato de Lesvy Berlín Osorio, cuyo cuerpo fue encontrado estrangulado en el campus.

La marcha, convocada por organizaciones como la asamblea interuniversitaria de mujeres, se realizó a eso de las dos de la tarde, cuando unos 200 manifestantes, encabezados por alumnas, marcharon de la caseta telefónica en la que fue hallado el cuerpo de Lesvy, cerca del Instituto de Ingeniería, a la torre de Rectoría.

La madre de Lesvy, Araceli Osorio, pidió justicia y que se dicte sentencia “contra el asesino, el feminicida de mi hija”.

En la explanada de la Rectoría, fueron colocados carteles con mensajes contra la violencia de género y en demanda de que no se criminalice a las víctimas.

La noche del miércoles, estudiantes organizaron una velada en el lugar donde fue hallada Lesvy. Y ayer colocaron ahí una ofrenda en memoria de la joven.

“No fue tu culpa”, se leía en otros carteles durante la marcha, en la que los manifestantes recordaban cómo en un principio las autoridades capitalinas señalaron que Lesvy se había suicidado, pero tras las apelaciones de la familia, la Procuraduría General de Justicia capitalina tuvo que investigar el caso como feminicidio.

La Comisión de Derechos Humanos del Distrito Federal emitió esta semana una recomendación a la Secretaría de Seguridad Pública, la Procuraduría General de Justicia y al Tribunal Superior de Justicia de la Ciudad de México por las violaciones a derechos humanos cometidos en el caso del feminicidio de Lesvy.

El 9 de mayo se realizará la audiencia de seguimiento del caso en las salas orales del Reclusorio Preventivo Varonil Oriente.

El próximo viernes, la UNAM develará una placa memoria de Lesvy en la caseta telefónica donde fue encontrado el cuerpo de la joven, de acuerdo con fuentes consultadas.

Con información de La Jornada

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *